Mercado eléctrico y su estructura

Por: Ing. Juan Manuel Moreno Ramírez

Mercado eléctrico y su estructura

La Ley de la Industria Eléctrica (LIE) tiene como finalidad principal promover la modernización de la infraestructura y la implementación de tecnologías limpias en la industria eléctrica para el beneficio de los usuarios, a la vez que contribuye a la preservación del ambiente. Para lo anterior, se propone como objetivo la consecución de una estrategia de apertura a inversionistas privados, debido a que es mediante la sana competencia que es factible el quebrantamiento del sector monopolizado y la regulación de los costos.

Para entender realmente cómo se puede cumplir el objetivo, es necesario entender la estructura del mercado eléctrico: en primera instancia, se debe conocer el marco normativo, ya que existen ambigüedades generadas simplemente por definición, debido a que si no se conoce la Ley de Industria Eléctrica, o sus reglamentos y manuales, es posible hacer mal uso de los conceptos.

Un ejemplo común al tratar temas relacionados con la generación y comercialización de energía con personal con experiencia en el ramo, es cuando se hace mención del término generador, que en términos generales, suele confundirse dicho término a las centrales eléctricas o al titular de la central eléctrica; sin embargo, en términos de la LIE y del Mercado Eléctrico Mayorista (MEM), el termino generador, hace referencia a un participante del mercado eléctrico que puede representar a las centrales eléctricas para realizar sus operaciones comerciales. Otro término que ha causado confusión es el término “potencia”, debido a que dicho término está relacionado con la tasa de producción de energía en un momento dado, sin embargo. En términos de las Bases del Mercado, se define como “el compromiso para mantener capacidad instalada de generación y ofrecerla al Mercado de Energía de Corto Plazo, durante un periodo dado, la cual se ofrece por los Generadores y se adquiere por las Entidades Responsables de Carga a fin de cumplir sus obligaciones correspondientes”. Por lo cual, es necesario hacer hincapié en su distinción. 

La LIE asigna “potencia” con minúsculas, a la tasa de generación y “Potencia”, con inicial mayúscula, al término para el compromiso de capacidad. 

Este tipo de controversias, me han llevado a presentar este resumen sobre la estructura MEM, el marco normativo y su jerarquización, con la finalidad de que, a todos aquellos interesados, les sea más factible la comprensión y les sea posible verter una opinión apropiada sobre los objetivos de esta Ley. 

El MEM está conformado por el mercado de corto plazo (del día en adelanto, una hora en adelanto, tiempo real), subastas de medio y largo plazo (energía y Potencia de tres o más años), subastas de Derechos Financieros de Transmisión (DFT), mercado para balance de Potencia y mercado de Certificados de Energía Limpia (CEL).

En el reglamento y las bases se encuentran las instrucciones y requerimientos para participar activamente en las operaciones del MEM, los requerimientos principales conllevan a celebrar un contrato con el Centro Nacional de Control de Energía (CENACE).

Existen diferentes modalidades de contratos y participación, el objetivo de las modalidades es incluir a todos los consumidores y productores que ya comercializan o pretenden hacerlo en un futuro, las modalidades de participación y los diagramas esquemáticos de la estructura son: Generador (generadores, generador excento, generador de intermediación), suministrador (participante del mercado y representado por un suminstrador), usuario calificado participante del mercado (participante del mercado y representado por un suminstrador), suministrador (de servicios básicos, de último recurso y de servicios calificados).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *